Cómo tomar buenas decisiones con el dinero


En cada decisión que tomamos en cualquier aspecto de nuestras vidas, estamos eligiendo entre varias alternativas. Tomar un camino, significa renunciar a los beneficios de otros descartado
s.

El término costo de oportunidad fue desarrollado en el año 1914 por el economista Friedrich Von Wieser. Es sencillo: se refiere al costo que se genera al tomar una decisión y no otra. El costo de oportunidad es una herramienta lógica que facilita la toma de decisiones tanto en un ámbito financiero o en cualquier decisión cotidiana.

Cada vez que tenemos que elegir en dónde invertir, si renovar el plazo fijo, comprar dólares o realizar ese negocio soñado, debemos entender que toda elección tiene un costo: el costo de hacer algo alternativo. Si lo alternativo es lo mejor, estamos eligiendo mal.

Veamos algunos ejemplos: 

  • Si elijo poner el dinero debajo del “colchón”, el costo de oportunidad consiste en el ingreso que pierdo por no haber elegido una alternativa de inversión más rentable (por ejemplo un Fondo Común de Inversión).
  • Si elijo estudiar en lugar de trabajar, el costo de oportunidad está representado en postergar mis ingresos pensando que al recibirme serán mejores.
  • Si queremos entrar en detalles, otra variable fundamental a tener en cuenta en el análisis es el tiempo, ya que una alternativa que hoy descartemos puede ser positiva en el futuro y revertir la situación.

El costo de oportunidad se analiza en todo el momento de la decisión y “sus consecuencias a través del tiempo”. Cada decisión incurre en diferentes escenarios y expectativas, por consiguiente al tomar cualquier decisión se habrá renunciado a las oportunidades y posibilidades que ofrecían las otras opciones. Desde decidir tomar un taxi o caminar, estudiar o trabajar, salir a cenar o ir al cine, todas las decisiones tienen su costo, ventajas y desventajas, futuras ganancias o pérdidas.

Los Fondos Comunes de Inversión son la opción más elegida para invertir el dinero. Tienen la particularidad que son accesibles y no exigen grandes sumas de dinero para comenzar. Se puede invertir desde $1.000. Además, cuentan con una de las grandes ventajas de toda inversión, la liquidez. Esto permite salir de la inversión en forma rápida ante cualquier necesidad o urgencia.

Antes de comenzar a invertir, te invitamos a realizar el Test del Inversor. Conocerte como inversor es el primer paso para ganar confianza.

Invertí en fondos, a través de buscatufondo.com

Descarga Gratuita

Manual Fondos Comunes de Inversión vs Plazo Fijo
Personaje

¿Estás listo para encontrar tu fondo?

MÁS NOVEDADES